26/02/2016 Alejandro Casas

Nuevo récord del comercio electrónico

Ya se sabía, ya se vaticinó, pero ahora se han empezado a conocer los datos consolidados. Y sí, efectivamente, España ha batido un nuevo récord en cuanto a volumen de transacciones realizadas mediante comercio electrónico en nuestro país. Y es que, según ha comunicado la Comisión Nacional del Mercado de Valores, la facturación del comercio electrónico en España alcanzó en el segundo trimestre de 2015 la cifra récord de 4.946 millones de euros, un 27% más que un año antes.

Según estimaciones de The Boston Consulting Group, las ventas por Internet alcanzarán en 2016 un volumen de negocio en España de 24.700 millones de euros, lo que supone más que triplicar la cifra de 2009.

Como ya ocurrió en 2014, el sector de Salud, Belleza, Moda y Complementos, vuelve a liderar el mercado eCommerce en España, seguido del sector de alojamiento y viajes, de alquiler de coches y motor, y de segmentos emergentes que crecen rápidamente como el de bebés y juguetes, salud y belleza o informática y electrónica.

Según eBay, 2016 va a ser el año de entrada de las pymes en el mundo online. Y es que, según datos de FED (Escuela de Negocios Foro Economía Digital), en el primer trimestre de 2015 el 44% de las pymes todavía no vendían en Internet, una cifra que refleja la gran oportunidad que supone para estas empresas apostar por el e-commerce.

Por otra parte, del mismo modo que las pymes deben adaptarse al mundo online, también deben asegurarse de que su canal de comercio electrónico está optimizado para dispositivos móviles, ya que se espera que el porcentaje de usuarios que compra productos y servicios a través de sus tabletas y smartphones aumente de forma significativa en los próximos años. No en vano, según el ONTSI, más de 3 millones de españoles utilizan un smartphone o tableta para comprar en Internet, lo que equivale al 17,8% de los compradores online. Por ello, las empresas que operen online perderán clientes si no adaptan sus tiendas a las plataformas móviles o crean aplicaciones optimizadas para comprar desde estos dispositivos.

Hasta ahora hablábamos de compradores online y offline, pero esta línea cada vez se diluye más. Según el último informe de la consultora GFK, el consumidor de hoy extiende su experiencia de compra a todos los canales posibles. Aunque la adquisición acabe en una tienda física, el canal digital interviene en el proceso de compra. Así lo evidencia el estudio, cuando asegura que un 56 por ciento buscó información antes de la compra: un 50 por ciento lo hizo online y un 30 por ciento offline.

Y su negocio, ¿está vendiendo ya en Internet?

 

Open chat